Gobierno del Estado de Yucatán
Inicio » Sala de prensa »
Discurso: XVII Encuentro Nacional de Alimentación y Desarrollo Comunitario "Experiencias que alimentan a la comunidad"

Miércoles, 22 de noviembre de 2017

Discurso del Gobernador Rolando Zapata Bello durante el XVII Encuentro Nacional de Alimentación y Desarrollo Comunitario "Experiencias que alimentan a la comunidad"

Mérida, Yucatán, 22 de noviembre del 2017.- Buenos días, quiero saludar al doctor Fernando Soto Baquero, muchas gracias Fernando, representante de la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura en México.

Agradecerle sus palabras y en este contexto yo quiero compartirles que estamos muy conscientes aquí en Yucatán que la alimentación variada, suficiente y de calidad constituye un elemento clave para la justicia social.

Es un factor imprescindible para lograr que una comunidad alcance el auténtico bienestar. Y es un tema muy importante que nos involucra a todos, como bien se ha dicho, a organizaciones de la sociedad civil, iniciativa privada, instituciones de Gobierno y ciudadanía en general.

Como sociedad, nos conduce a buscar vías que permitan hacer más accesibles los alimentos para los sectores más vulnerables de la población. Es un reto que tenemos hoy en día y que es impostergable.

Un reto que se evidencia aún más cuando se trata de atender a la población infantil. Este lunes conmemoramos el Día Universal del Niño y es una fecha que nos llama a recordar que uno de los objetivos de la agenda 2030 de la ONU, que México ha adoptado para garantizar el desarrollo social, es poner fin a todas las formas de malnutrición que causan retraso del crecimiento en los niños menores de cinco años.

Los niños requieren contar con una alimentación que les permita cubrir las necesidades nutrimentales propias de la etapa de crecimiento en la que se encuentran. Requieren una dieta que contribuya de manera positiva con su desarrollo cognitivo y que los aleje de la anemia, la desnutrición crónica, el sobrepeso o la obesidad, entre otros posibles padecimientos.

Para hacer frente a estas necesidades, México está echando mano de sus mejores recursos y estrategias. El mejor ejemplo lo ofrece el Sistema Nacional para el Desarrollo Integral de la Familia, que ha desempeñado un papel clave, coordinando el Sistema Nacional de Asistencia Social Pública y Privada, y sumando la participación de los Sistemas Estatales DIF, entre otros organismos.

Así, el Gobierno federal ofrece una respuesta a las necesidades de la población sujeta de asistencia social alimentaria, impulsando acciones que forman parte de la Cruzada Nacional contra el Hambre y la Estrategia Nacional para la Prevención y Control de Sobrepeso, la Obesidad y la Diabetes.

Muchas felicidades y a nombre del pueblo yucateco, un agradecimiento al Sistema DIF Nacional y a los Sistemas Estatales DIF por los avances obtenidos.

El esfuerzo que realizan y el trabajo coordinado entre instituciones ha contribuido, sin duda, a impulsar el desarrollo comunitario de nuestra población. Por supuesto, aún faltan muchas cosas por hacer y muchas carencias por atender.

Pero con estas acciones, estamos contribuyendo a allanar el camino para alcanzar la sociedad que queremos, una sociedad, ante todo, bien alimentada que viva con bienestar. Y ese es nuestro gran objetivo común.

Y crear espacios, como el que hoy nos brinda este Encuentro Nacional, ofrece una gran oportunidad para compartir experiencias y resultados individuales que podrán ser compartidos y, sin duda, replicados con mucho éxito en todo el país. Así lo entendemos en Yucatán.

Por ello, el Gobierno del Estado realiza acciones de manera directa en coordinación con cada uno de los gobiernos municipales y, por supuesto, con el apoyo del DIF nacional a cargo de la señora Angélica Rivera, y de todo el Gobierno de la República, encabezado por el Presidente Enrique Peña Nieto.

Ejemplos claros son el Programa de Desayunos Escolares y los Espacios de Alimentación, Encuentro y Desarrollo (EAED) del DIF existentes en el estado, así como el impulso a los huertos familiares a través de la entrega de paquetes de semillas y también, de aves de traspatio.

Estas acciones forman parte de una amplia estrategia de asistencia alimentaria que nos ha permitido llegar a cada rincón del estado, y muestra el trabajo del DIF en las comunidades, con las familias y dentro de las escuelas para alcanzar el auténtico desarrollo social.

Como resultado, entre 2012 y 2016 más de cien mil personas han logrado superar la carencia por acceso a la alimentación en Yucatán, una reducción de cerca del seis por ciento; y en nuestro estado, nueve de cada 10 personas ya tienen los ingresos suficientes para adquirir la canasta básica, de acuerdo con los más recientes estudios del Coneval.

Resultados que hacen eco de los históricos avances de nuestro país en materia de combate a las carencias. En México, entre 2012 y 2016 el número de personas que superaron la carencia alimentaria es de aproximadamente tres millones.

Y, en total, los indicadores de pobreza y rezago social se encuentran hoy en sus mínimos históricos, y el trabajo realizado por el DIF en todo el país fue invaluable en la consecución de estos resultados.

Y ahora, debemos consolidar estos logros; no podemos frenar el ritmo hasta que el cien por ciento de la población del estado haya superado cualquier carencia. Al igual, por supuesto, que en todo el país.

Y yo sé que con el gran apoyo del DIF y del Gobierno de la República, podemos mantener a México, a Yucatán y a cada una de las entidades federativas, en este rumbo de bienestar, en este rumbo de políticas sociales efectivas y de acciones coordinadas.

Enhorabuena a todos, muchas felicidades y el mayor de los éxitos para este gran Encuentro.

¡Muchas gracias!