Gobierno del Estado de Yucatán
Inicio » Sala de prensa »
Discurso: Inicio de construcción de la carretera de la cuenca lechera

Viernes, 22 de septiembre de 2017

Discurso pronunciado por el Gobernador del Estado, Rolando Zapata Bello, al dar inicio a la obra de construcción de la carretera de la cuenca lechera

Sucilá, Yucatán, 22 de septiembre de 2017.- Me siento muy contento de estar aquí y le agradezco mucho a Diego, presidente municipal, sus palabras; es importante oír cómo nos haces la narrativa de las gestiones intensas, enérgicas, ¿verdad? Pero me da gusto, porque así es como se consiguen las cosas: luchando, trabajando, siempre de manera conjunta.

Con la diputada Chary, aquí está la diputada Chary, muchas gracias, diputada Chary; diputado Felipe Cervera, muchísimas gracias, Felipe, aquí presente; a los funcionarios que se encuentran, de igual manera, aquí presentes; a Memo Canul, Juan José, el secretario de Desarrollo Rural.

A Javier Osante del Incay, muchas gracias; muchas gracias al ingeniero Daniel Quintal, secretario de Obras Públicas; Mauricio Sahuí, secretario de Desarrollo Social, en un momento más vamos a la inauguración del parador que, de igual manera, con suma de esfuerzos se realizó.

Jesús Vidal, muchas gracias; a Nacho Mendicuti, delegado de la Conagua, y bueno, al comisario, muchas gracias; don Manuel, por supuesto, me informan que estamos aquí en sus terrenos, muchas gracias por la anfitrionía; al presidente de la Asociación; a todos, todos quienes nos encontramos aquí.

Miren, yo sé perfectamente que esta es una ocasión muy importante; no es lo mismo que yo venga y que lo escuche a que lo sienta, que es lo que me están transmitiendo ustedes: un sentimiento.

Porque, como bien dicen, han sido muchos años y yo lo que les quiero garantizar es que ésta es una acción que estamos realizando porque es un compromiso, porque hicimos el compromiso de hacer 300 kilómetros de carreteras que les llamamos "saca cosechas", que son carreteras productivas.

Y yo con ustedes hago una reflexión. Fíjense: iniciamos en el Gobierno hace cinco años ya, prácticamente, la próxima semana vamos a cumplir cinco años de Gobierno, y teníamos muy claro que era una necesidad; ahorita, estamos rebasando los 300 kilómetros con estas carreteras.

El compromiso fue 300 kilómetros y, con éstas, vamos a llegar a 307 y la necesidad es mayor, son más, se necesitan más carreteras en el sur, en el oriente, en diferentes regiones del estado, pero siempre hemos cuidado el tener una adecuada priorización.

Existe mucha necesidad pero siempre analizamos por qué vamos a hacerlo aquí y cuidar que cubra los diferentes aspectos de un proyecto completo y, en este caso, nosotros con mucho orgullo decimos que esta es la carretera de la "cuenca lechera", ¿verdad? "Cuenca lechera" porque aquí está la principal región de producción lechera-ganadera de nuestro estado.

Y sabemos que se ha trabajado con mucha dedicación durante muchísimos años. ¿Cuántos años podríamos decir, como 40? 40, 45 años que se viene trabajando en toda la región y siempre con una gran vocación, en muchos casos, por generaciones: los papás, los abuelos, las nuevas generaciones lo vienen trabajando.

Ahora, nosotros veíamos desde que iniciamos nuestra administración que, desafortunadamente, cuando iniciamos la administración, de los 32 estados, estábamos en el lugar 32 en producción lechera, y se los digo así porque somos amigos y porque siempre nos hemos hablado así, a mí es lo que la gente me dice: "Rolando, qué bueno, nos gusta que hablemos con la verdad".

Y así como nosotros decimos que, como estado, estamos en el primer lugar en tal indicador o en primer lugar, pues también ésta es una tarea pendiente; cuando uno tiene una tarea pendiente, ¿qué es lo que tiene que hacer? Poner manos a la obra, no ponernos a lamentar sino decir qué tenemos que hacer.

Y por eso, desde hace algún tiempo, hemos hecho programas que a ustedes les consta: el programa del repoblamiento del hato ganadero, lechero, específicamente; el propio programa de mejoramiento genético, que permite ir repoblando y generando; el equipamiento, la infraestructura, las salas de ordeña, bueno, todo ese equipamiento que se viene realizando.

Sabemos perfectamente que, tanto en el repoblamiento del hato ganadero como en el equipamiento, le habrá tocado a muchos, y faltarán otros que también lo necesiten y también quieran, pero les quiero decir que, con el reforzamiento y el repoblamiento del hato ganadero, y con el apoyo y con la infraestructura, que fueron compromisos, se va fortaleciendo la capacidad productiva, se va ampliando la producción.

Nuestra apuesta es que se incremente la producción y eso viene enlazado con la necesidad de una infraestructura como ésta; se necesita que haya una carrera adecuada. Si voy a producir más, si ya voy a estar produciendo más en mejores condiciones, pues se necesita una carretera.

Porque la vemos, yo la veo acá y me dice el señor presidente "ésta es la mejor parte; ya después, viene en condiciones mucho más precarias", y nosotros sabemos lo que eso significa: problemas para los vehículos que, cuando entran, se dañan; estrés para los propios animales, y muchas cosas. Entonces, lo que les quiero decir es que esta carretera, de alguna manera, no es un hecho aislado.

Se lo comparto a los compañeros de la prensa para que así se comuniquen: no es una acción aislada; es una acción que va encadenada o vinculada a otras acciones de infraestructura, de mejoramiento genético, de mejoramiento del hato, para fortalecer la capacidad que existe en nuestro estado en materia de producción lechera-ganadera en términos generales, y yo sé que esta acción que se está haciendo le va a beneficiar en mucho a Yucatán.

Recuerdo cuando empezábamos el camino a la gubernatura, y nos reuníamos y yo les preguntaba qué es lo que esperan de su próximo Gobierno, y en muchos casos, lo que me decían era muy concreto. Me decían: "Rolando, nosotros no queremos que nos regalen las cosas, nosotros queremos que el Gobierno haga su parte y nosotros hacemos nuestra parte".

Ustedes han estado haciendo su parte durante muchos años, en condiciones, en ocasiones, no adecuadas, de una carretera que hacía falta, etcétera; ahora, estamos haciendo nuestra parte nosotros, y ahora que van a existir estas mejores condiciones, yo sé perfectamente que va a incrementar la producción.

Estamos trabajando muy fuerte con todas las dependencias, con el Ayuntamiento, con el Gobierno federal, para garantizar que ustedes no sólo tengan la capacidad para producir más y producir mejor, sino también para poder comercializar mejor su producto, para poder vender la leche en mejores condiciones, en mejor precio.

Porque sólo de esa manera se va a dar ese círculo o ese ciclo virtuoso de contar con los elementos de producir más y de vender mejor; estamos trabajando en eso y sé perfectamente que esta carretera va abonar mucho en eso.

Ya nos dijeron acá las características por don Javier: va a ser una carretera de 4.5 metros de ancho, con su base, doble riego, sello para que dure muchos años. Ahí vamos a estar muy pendientes de don Javier y de la empresa constructora para que sea de muy buena calidad, porque eso es importante, que les dure muchos años para que, durante muchos años, se dé la producción.

Y un dato les quiero dar, aquí decía el director Javier Osante de los 15.5 kilómetros, 15.5 kilómetros es el proyecto original, pero hemos trabajado acá con el presidente municipal y todo, y se requiere allá un tramo más y todo, ¿no?

Y creo que, de entrada, para esta obra que estamos haciendo, en vez de 15.5 van a ser como 16.7. Estamos aumentado un tramo más, más o menos como de kilómetro y medio de lo que estaba previsto; como dice el presidente municipal: "pues si ya va a estar aquí la maquinaria, de una vez, que lo haga".

Y sabemos también, me decía el presidente, que hay otros circuitos, ¿verdad? Hay otros circuitos que también se requieren. Yo, como le digo a todos los compañeros, el otro día estaba en el sur, estábamos allá con Felipe por el sur y allá también hay mucha necesidad de las carreteras saca cosecha.

Y yo lo que les digo es "miren, nosotros, cuando llegamos, sabíamos que había un retraso importante en las carreteras saca cosechas; ya hicimos 300 kilómetros y no porque hayamos llegado a la meta de 300 vamos a parar, nos queda un año y vamos a seguir trabajando.

"Y qué bueno, las metas son para superarse, pero nuestro Gobierno termina dentro de un año –porque ya estamos cumpliendo cinco años–, termina nuestro Gobierno pero el camino y la dinámica de Yucatán no se deben de detener", y eso es algo que yo, ya no como Gobernador sino como amigo, se los digo.

Hoy estamos en un buen camino, estamos en un buen rumbo; los números, los indicadores, la producción, la economía, el combate a la pobreza, la seguridad, todos esos temas, en todas las materias podemos acreditar que juntos, el pueblo, los ciudadanos haciendo su parte y el Gobierno haciendo su parte, le hemos dado a Yucatán un buen rumbo, un buen camino.

Concluye nuestro Gobierno, es cierto, pero es importante que ustedes, como ciudadanos, cuiden, garanticen, luchen y defiendan que el rumbo de Yucatán se mantenga, porque es un rumbo que le debe dar, no sólo a nuestras generaciones sino a las próximas generaciones, condiciones para que haya crecimiento económico, bienestar social, justicia social y seguridad, que son las bases para que toda sociedad viva en armonía.

Ya después del 2018, no me tocará verlo como Gobernador, pero siempre como amigo de ustedes, estaremos dispuestos a seguir apoyando para que Yucatán sea muy grande, le vaya muy bien y, particularmente, para que a Sucilá le vaya muy bien, y a todos los productores, ganaderos, lecheros, y la gente trabajadora y bonita de acá.

¡Muchas gracias! ¡Muy buenos días!