Gobierno del Estado de Yucatán
Inicio » Sala de prensa »
Discurso: Inauguración de la sexta edición de la Feria Internacional de la Lectura Yucatán (Filey)

Sábado, 11 de marzo de 2017

Discurso pronunciado por el Gobernador del Estado, Rolando Zapata Bello, al inaugurar la sexta edición de la Feria Internacional de la Lectura Yucatán (Filey)

Mérida, Yucatán, 11 de marzo del 2017.- Muy buenas noches tengan todas, todos ustedes. Saludo con mucho respeto y afecto a José de Jesús Williams, rector de nuestra máxima casa de estudios, la Universidad Autónoma de Yucatán; a toda la distinguida comunidad universitaria aquí presente.

Saludar, de igual manera, con mucho respeto y aprecio al excelentísimo señ Qiu Xiaoqi, embajador de la República Popular de China en México, agradecerle sus palabras y agradecerle todo ese apoyo y colaboración que él bien ha descrito.

Y estamos seguros que esta participación en la Feria Internacional de la Lectura Yucatán, en esta sexta edición, 2017, es un eslabón más de esa sólida relación de hermandad, de cooperación, de colaboración que existe entre nuestros pueblos. Muchas gracias, señ embajador.

Saludo, de igual manera, con un gran aprecio al licenciado Delio Carrillo Pérez, estimado Delio, muchísimas gracias, secretario de Cultura y representante personal de mi amigo, el licenciado Alejandro Moreno Cárdenas.

Te pido, querido Delio, le transmitas un saludo a mi hermano, el gobernador Alejandro, agradeciéndole, por supuesto, la participación del hermano estado de Campeche en este importante festival, de igual manera agradeciendo al señ rector de la Universidad Autónoma de Campeche su participación.

Saludando con un gran respeto y enorme reconocimiento a la escritora Cristina Rivera Garza, Premio Excelencia en la Letras "José Emilio Pacheco", con gran reconocimiento, una gran felicitación, muchísimas gracias. De igual manera, saludo a la distinguida y estimada escritora Cristina Pacheco, muchas gracias.

Saludo a las distinguidas autoridades que se encuentran aquí presentes; Rodolfo, muchas felicidades; a todos quienes hacen posible esta gran Feria Internacional de la Lectura; distinguidos diputados federales, muchas gracias por su presencia; amigas y amigos todos.

Cuando los pensamientos, vidas, reflexiones y emociones se transforman en expresión escrita, incorporadas al papel, o al caparazón de una tortuga, aparece la poesía, la novela, el ensayo, la historia o el cuento.

Así, la palabra escrita con mayor antigüedad, por su continuidad en el tiempo, proviene del país invitado a la Feria Internacional de la Lectura en su sexta edición, la República Popular de China.

Si la excelencia de la cultura China por siempre ha sido sorprendente, lo es aún más al voltear y ver que sus primeros testimonios escritos tienen más de tres mil años de antigüedad. En el tiempo que Confucio y Sun Tzu nos legaban escrita su sabiduría y enseñanzas para el arte de gobernar y para el arte de la guerra, los mayas, en tanto, observaban el firmamento para legarnos en piedra su sabiduría matemática, astronómica y arquitectónica.

Y ahora, en el presente, la lectura nos acerca como acción para conocer más al mundo y para conocernos más a nosotros mismos. Y en el presente la relación entre México y China, entre Yucatán y China es una relación fuerte, estratégica. Una relación en la que nos hemos hermanado, se ha incrementado el intercambio comercial y nos estamos comunicando a través de la diversidad de las expresiones culturales.

Gracias a la palabra escrita, a su reproducción y divulgación seguimos creando, con la maravillosa ventaja de que las distancias entre las culturas y los pueblos se vuelven inexistentes. Y en ese punto, nos vuelve a sorprender la cultura China cuando a ella debemos la invención de la imprenta de tipos móviles que facilitó y multiplicó la reproducción de la palabra escrita.

Por eso la imprenta es más, mucho más que una tecnología, la imprenta fue la herramienta que revolucionó a las sociedades y la que nos ha hecho llegar donde ahora nos encontramos. Y revolucionó a las sociedades porque permitió difundir ideas y difundir también sentimientos y emociones. La lectura y la palabra escrita sirven a la sociedad, porque la fortalece, la enriquece, la orienta.

La lectura se trata de atrapar y compartir ideas y emociones, y por eso felicito a nuestra máxima casa de estudios, la Universidad Autónoma de Yucatán por convocar a una Feria Internacional de la Lectura.

Una Feria que, por su calidad, posiciona a Yucatán en el circuito literario. Y que llega a esta edición con una visión madura, volcada a fomentar el conocimiento literario, el diálogo franco y la economía cultural.

Y dentro de esa visión también se encuentra nuestra gran identidad regional. Como estado invitado a esta sexta edición, le damos la más cordial bienvenida a nuestro hermano estado de Campeche con quien compartimos pasado, presente y futuro.

Su historia es nuestra historia y nuestro futuro, estrechamente vinculado, nos sigue hermanando. La excelencia de los escritores de Campeche la sentimos propia, precisamente por la historia compartida.

En Briceida Cuevas Cob y Jorge Miguel Cocom Pech, por nombrar algunos, corre la misma sangre y lengua maya que nos acompaña por toda la Península y que con tanto orgullo dan a conocer al mundo a través de la literatura.

Y cómo no mencionar al poeta y novelista Justo Sierra Méndez y a Juan de la Cabada, fundador este último de la Liga de Escritores y Artistas Revolucionarios de Campeche en 1923.

De una manera muy franca y muy cálida, me permito felicitar a la doctora Cristina Rivera Garza por el merecido reconocimiento a través de la entrega del Premio Excelencia en las Letras, "José Emilio Pacheco" 2017.

Su obra, estimada doctora Cristina Rivera, y su búsqueda a través de ella, de la historia y la estética, la frontera y la mano izquierda, nos enseñan la importancia de generar reacciones. Reacciones positivas que los servidores públicos también, al igual que los escritores, debemos generar para construir un mejor país.

Así, esta Feria nos hace recordar la magia que hace desaparecer la hoja en blanco para devolverla llena de pensamientos, de luces, de guías. Para devolver las hojas llenas de textos que nos sirven para comprender la realidad.

Esta Feria, deseamos que nos lleve también a la tolerancia y al respeto que exigimos para todos los habitantes del planeta. La lectura une a los pueblos, la lectura abre caminos. La literatura y la lectura han de servir siempre para acercarnos, manteniendo presente la enseñanza de Confucio: Leer sin meditar es una ocupación inútil.

Muchas gracias a todos por su presencia.